BIOFEEDBACK

La palabra biofeedback, que se puede traducir como “bioretroalimentación”, podría considerarse como una técnica de aprendizaje, muy utilizada en la disciplina de la psicología.

El biofeedback es una técnica de autocontrol biológico, que se puede utilizar para aprender a controlar algunas funciones de nuestro cuerpo (respiración, frecuencia cardiaca, entre otras). El biofeedback te permitirá aprovechas mejor tus capacidades, aprendiendo a relajarte y así poder hacer frente a diversas adicciones.

Durante la sesión de biofeedback se conectan sensores eléctricos a diferentes partes de tu cuerpo. Estos sensores monitorean tu estado fisiológico: la temperatira, el ritmo cardiaco, la temperatura de la piel o la tensión muscular. Luego, esta información se envía mediante señales a un ordenador.

Leer más

El biofeedback te enseña a cambiar o controlar tus reacciones fisiológicas modificando tus pensamientos, emociones o comportamiento. Por ejemplo, el biofeedback puede determinar con precisión los músculos tensos que provocan dolores de cabeza. Después aprenderás a invocar cambios físicos positivos en tu cuerpo, como relajar músculos específicos para reducir el dolor. El objetivo final es aprender a utilizar estas técnicas en casa por tu cuenta.

Principales Tratamientos con Biofeedback

  • Exceso de tensión muscular, cefaleas, lumbalgias, bruxismo, tics, hipotonías, parálisis, nivel de activación elevado
  • Trastornos vasomotores, enfermedad de Raynaud, dermatitis, asma, cefaleas migrañosas, asma
  • Taquicardias, arritmias, hipertensión, ansiedad, Parkinson
  • Disfunciones sexuales, asma, cefaleas, hipertensión, ansiedad, entrenamiento de relajación
  • Hipertensión
  • Alteraciones vasculares, migrañas, hipertensión, impotencia
  • Asma, enfermedades respiratorias

Ventajas en el uso del Biofeedback

  • Observación directa de la actividad terapéutica, tanto por el paciente como por el terapeuta.
  • Es un método en el que se evalúa el estado anterior, la evolución del tratamiento, y el estado final del paciente de biofeedback.
  • El paciente rápidamente entiende y aprende el trabajo encomendado.
  • El paciente se anima con su nivel de participación.
  • Se pueden establecer metas por cada sesión.
  • Pueden aplicarse modificaciones para evitar errores o adaptarse a la evolución.
  • El método o protocolo es personalizado en cada paciente.
  • El biofeedback es un tratamiento inocuo que se basa en la medición de las variables fisiológicas de la persona y su ‘entrenamiento’ para poder controlarlas.

¿Deseas compartir la información?

Acceder